Sentimientos van y vienen, emociones, tristezas, alegrías y dolor; pero esta semana, justo esta semana los sentimientos han sido difíciles de asimilar. Intento despegarme del celular la mayor parte del tiempo, pero el trabajo no me lo permite, y en vista de lo que sucede a nuestro alrededor, me resulta imposible no preguntarme con pesar: ¿Quién habrá muerto hoy?
Milagro está perdiendo muchos hijos, hombres y mujeres respetadas, empresarios, comerciantes, educadores, abogados y más, aquellos sencillos que mueren en el anonimato, que parten sin despedirse, que se marchan dejando en el ambiente la incertidumbre de saber qué los llevó a su último suspiro. Que esta época de confinamiento nos enseñe a ser más humanos, más sensatos, respetuosos y amorosos con quienes están a nuestro lado todavía, con quienes amamos en realidad y aún tenemos.
En memoria de nuestros hermanos milagreños, aquellos que el coronavirus y otras enfermedades nos los están arrebatando.
A sus familias, que Dios conceda resignación y la paz que necesitan sus corazones para continuar.

Lcdo. Dalton Zuñiga
Facebook: Dalton Zuñiga S.
Instagram: daltonzs3497

Vistas: 931