Como una odisea. Así califican los habitantes del recinto Paraíso de Chobo, en Milagro, todo lo que deben hacer para cruzar el puente colgante que está sobre el río Chimbo y que los une con la Parroquia Cone, del cantón Yaguachi.

El fuerte invierno y el paso de los años, han contribuido para que este puente de mucha importancia se haya deteriorado.

Los fierros retorcidos, las planchas despegadas y los alambres de punta que se notan claramente al pasar, han lastimado a la mayoría de personas que cruzan por el lugar.

Keyla Palma, habitante de Paraíso de Chobo, cuenta que “hubo un chico que se partió la cabeza por un fierro que había ahí, después lo tuvieron que sacar, pero nadie hace nada por arreglarlo”, además, mencionó que entre varios moradores recogieron firmas para hacer un pedido formal a las autoridades de turno, pero no obtuvieron buenos resultados.

Para los niños es un verdadero terror cruzar por el puente. Por eso, sus padres prefieren no sacarlos, al menos que sea para una urgencia. Incluso, algunos han tomado la decisión de no enviarlos a la escuela.

Muchos de los niños temen cruzar por el puente, ante el peligro que corren.

“Mi hijo que está en el preescolar no viene, él tiembla y cierra los ojos, porque no quiere pasar por ahí” cuenta Johana Alcívar, quien además pide que las motocicletas ya no crucen por el puente, porque afirma que, por eso, la estructura se deteriora más rápido.

Cuando el río crece, la preocupación es mayor, porque el agua sobrepasa la estructura obsoleta y se enreda mucha maleza, haciendo que el puente quede más pesado y corra el riesgo de ser arrastrado por la corriente. A pesar del peligro, algunas personas han tenido que pasar obligatoriamente, incluso con el agua más arriba de las rodillas, porque deben llegar a sus trabajos.

Muy apenado y con mucho miedo, Tito Ríos, que vive muy cerca de la población, menciona que es una verdadera “odisea” pasar por ese puente. Cuenta que hace pocos días, una señora estuvo a punto irse en la corriente, pero que afortunadamente las personas que estaban cerca, la auxiliaron, o sino “otra hubiera sido la historia”.

Para atravezar la estructura, los moradores de Paraíso de Chobo deben pensarlo, pues no saben en qué momento puede colapsar.

Según los moradores, esta problemática tiene más de un año y por tal motivo, los afectados piden la intervención urgente de las autoridades pertinentes, para que den una solución lo más pronto posible y no esperen a que el puente colapse por completo.

Vistas: 3,262